De Marcos sigue sin superar su lesión de tobillo, que le hace sentirse «incómodo»

JUAN ECHEVERRIA

El jugador rojiblanco lleva más de un mes entre algodones y aún no está listo para jugar

ROBERT BASIC

Óscar de Marcos lleva más de un mes entre algodones y todavía no está listo para la batalla. Poco a poco se ha ido incorporando a la dinámica colectiva, pero aún deberá esperar para calzarse las botas y formar en un once inicial. De hecho, José Ángel Ziganda volvió a dejarle fuera de la convocatoria para el partido de esta tarde en Mestalla y explicó con claridad por qué lo hizo. «Aún no está bien y no se siente cómodo. Vamos a esperar». Nadie quiere arriesgar con un hombre que aporta mucho tanto en defensa como en ataque y, de momento, habrá que armarse de paciencia para ver si estará en condiciones de competir después del parón.

El de Laguardia se lesionó en el estreno liguero contra el Getafe, el 20 de agosto, cuando abandonó el terreno de juego en el minuto 16 por un problema en el tobillo izquierdo. Las pruebas posteriores revelaron que sufría un esguince de grado II en el ligamento deltoideo y la articulación le fue inmovilizada. No hace tanto Ziganda adelantó que el jugador estaba con ganas de probarse y volver, aunque matizó que había que andar con mucho cuidado porque se trataba de una lesión «incómoda» y que no le permitía pisar en condiciones. El lateral entró en el grupo y quien más quien menos pensaba que estaba cerca de reincorporarse, pero a la vista está que aún precisará de unas semanas.

Además de los lesionados De Marcos y Muniain, con Yeray poniéndose poco a poco a tono, Ziganda dejó fuera de la convocatoria a Saborit -titular ante el Zorya-, Aketxe y al siempre ausente Kike Sola.

Fotos

Vídeos