El Correo
Athletic Club

Athletic-Deportivo i Sábado 18.30 horas

«Es fundamental cerrar los partidos de casa»

Ernesto Valverde.
Ernesto Valverde. / Luis Ángel Gómez
  • El técnico del Athletic, que advierte del peligro del Deportivo, insiste en la importancia de «seguir fuertes» en San Mamés consciente de la dureza del calendario a domicilio

Ernesto Valverde sopló el jueves 53 velas y este sábado quiere regalarse una victoria reparadora ante el Deportivo que permita al Athletic seguir intratable en San Mamés y pegado a los puestos europeos. Reparadora porque los rojiblancos vienen de recibir un castigo excesivo en el Camp Nou y necesitan los tres puntos que, además de mantenerles cerca de la zona continental, alimentarían su confianza de cara al duelo de la semana que viene contra el Apoel. «Es una reválida más para nosotros», dijo en Lezama el técnico, quien advirtió del peligro del Dépor y de la obligación de mantenerse «fuertes en casa» consciente de la dureza del calendario a domicilio. «No es fácil», admitió.

Txingurri no trató de disfrazar la realidad de un equipo que lleva cuatro meses y medio sin ganar fuera de Bilbao. Por eso aseguró que «es fundamental cerrar los partidos de casa teniendo en cuenta el calendario que tenemos fuera». El Athletic puede presumir de su efectividad como local y de haber sumado 24 de los 32 puntos entre los muros de La Catedral. Un dato elocuente que retrata el comportamiento de los bilbaínos, solventes como anfitriones y muy vulnerables como visitantes. En este contexto reciben los bilbaínos al Dépor, un rival con más fútbol de lo que refleja la clasificación y al que no se le da nada más San Mamés. De hecho, en sus últimas diez visitas se ha anotado cuatro triunfos y otros tantos empates.

«Cinco días para recuperar»

«Es otro partido en casa en el que tenemos que sumar los tres puntos», declaró ayer Txingurri, quien abogó por continuar «fuertes» ante su afición. A excepción de Kepa y de Sabin Merino, el técnico contará con todos sus hombres y estará en condiciones de confeccionar su once de gala. Así lo dio a entender porque cuando se le preguntó por el compromiso del jueves ante los chipriotas descartó reservar a nadie. «Disponemos de cinco días de margen para recuperar. En este sentido, no es un encuentro problemático. Las cosas se complicarán luego -tras el choque ante el Apoel- porque vendrán partidos seguidos y ahí si que habrá que hacer los cambios».

El entrenador rojiblanco recalcó que valora al conjunto gallego y su propuesta sobre el césped. «No están en una posición cómoda, pero merecen más de lo que han obtenido. En Eibar, a pesar de perder, estuvieron muy bien. Debemos estar atentos a sus jugadas de estrategia, suelen crear ocasiones y tienen tres mediaspuntas que se mueven bien. No están cerca del descenso, pero necesitan sumar y esa necesidad la tenemos en cuenta», advirtió. Restó importancia al hecho de que el Dépor no haya competido el pasado fin de semana y aseguró que sus hombres están con «hambre de jugar».

Valverde reconoció que al Athletic le cuesta sacar los partidos cuando va por detrás en el marcador -en siete de los 11 disputados en San Mamés empezó perdiendo- y que eso «nos obliga a un esfuerzo extra. Hemos hablado de ello», aclaró. Este sábado quiere ver los resultados. Y ganar.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate