Ziganda: «Aduriz está siendo muy respetuoso con el equipo y conmigo»

Ziganda y Aduriz dialogan en un entrenamiento./Juan Echeverria
Ziganda y Aduriz dialogan en un entrenamiento. / Juan Echeverria

El técnico del Athletic alaba el comportamiento del guipuzcoano, seria duda para mañana, después de siete suplencias seguidas y dice que «tiene una ambición increíble»: «Le duele de verdad no jugar»

Juanma Mallo
JUANMA MALLO

Antes de que este sábado arrancara el entrenamiento en San Mamés, a puerta cerrada, el Athletic anunció que Aritz Aduriz no saltaría al césped de La Catedral debido a una dolencia muscular «de carácter moderado que afecta al músculo oblicuo interno del abdomen». Salvo una sorprendente evolución en las últimas horas de una lesión que le molesta al disparar y al realizar diversos movimientos, no estará en el encuentro del lunes contra el Levante y, por tanto, Iñaki Williams volverá a ocupar la posición de 'nueve', en una dinámica que se viene repitiendo desde hace siete jornadas: no es titular el ariete guipuzcoano desde el 28 de febrero en el empate contra el Valencia. Lo nunca visto en Bilbao con el artillero donostiarra.

Sin embargo, según ha indicado este sábado el 'Cuco', asume esta situación inédita Aduriz. «Es una persona increíble, porque con 37 años tiene una ambición que es increíble. Le duele de verdad no jugar. Está haciendo entrenamientos espectaculares, como diciendo aquí estoy yo. Es buenísimo que todavía tenga ese hambre, esa ambición del que no va a regalar nada a nadie. Está siendo muy respetuoso con el equipo y conmigo. Está dando al equipo lo que necesita de él. Y se comporta como es la gente de este equipo: sabiendo estar, sabiendo lleverlo, e intentando demostrar que está aquí para hacer goles», desgranó el preparador de Larrainzar, que lanzó un predicción para el futuro: «No tengo la menor duda de que el año que viene va a ser el goleador del equipo, o uno de los dos goleadores del equipo. La apuesta está hecha y es clara», comentó Ziganda.

Sentía molestias Aduriz ya antes del encuentro del Santiago Bernabéu, aunque el preparador dejó claro que el carrusel de inicios en el banquillo del guipuzcoano no tiene nada que ver con esta lesión. Y relató el camino que ha llevado el futbolista hasta las pruebas que, el viernes, determinaron el alcance y el motivo de ese dolor. «Notó algo la semana pasada, en un gesto, en un disparo. Pero al ser en el costado, no en el isquio o en otro lugar más preocupante, no le dio importancia. Pero ya en el Bernabéu no estuvo cómodo. Y el jueves, en el entrenamiento, ya dijo que lo había ido a menos». De ahí que hace dos días se le sometiera a un examen más intenso y, a no ser que se produzca «una evolución» satisfactoria «en las próximas horas», se perderá el duelo contra el Levante. «Si no está Aritz, será Williams el 'nueve'; si está Aritz, ya veremos», desliza. A priori, será la primera opción.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos