Aduriz estará entre algodones hasta marzo

Aduriz, durante un entrenamiento en Lezama./Jordi Alemany
Aduriz, durante un entrenamiento en Lezama. / Jordi Alemany

El club acaba de comunicar una nueva exploración de la rodilla derecha del delantero y la decisión médica de ampliar su «readaptación funcional» otras «cuatro-cinco semanas»

Robert Basic
ROBERT BASIC

Aritz Aduriz tendrá que esperar como poco hasta marzo para volver a ponerse a las órdenes de Gaizka Garitano. El esguince de su rodilla derecha sufrido en el partido copero frente al Sevilla es más complejo de lo que parecía en un primer momento –se hablaba de una simple «contusión»– y el delantero estará fuera de la dinámica colectiva otras «cuatro o cinco semanas». Es lo que acaba de comunicar el club en un parte médico en el que se desvela que el donostiarra ha sido sometido a una exploración complementaria que aconseja «prolongar su readaptación funcional» durante algo más de un mes, por lo que causará baja en al menos cinco partidos de Liga –Real Sociedad, Barcelona, Huesca, Eibar y Valencia– y habría que ver si estaría en condiciones de reaparecer frente al Espanyol, choque programado para el fin de semana del 9 y 10 de marzo. En cualquier caso, el equipo ya sabe que no podrá contar con su referencia ofensiva durante un tiempo y que Iñaki Williams deberá seguir vestido como el '9' rojiblanco.

Parecía que Aduriz regresaría tras un par de semanas de reposo tras haberle sido diagnosticado una «fuerte contusión por traumatismo directo a nivel de la cabeza del peroné derecho que afecta a los músculos peroneo lateral y sóleo, así como al paquete vasculo-nervioso». Todo el mundo respiró aliviado porque no había nada roto, pero 21 días después de aquel parte ha llegado la confirmación de que el delantero deberá seguir entre algodones durante algo más de un mes. «Valorando el esguince de su rodilla derecha, que afecta a elementos estabilizadores de la misma, se plantea por precaución un período de readaptación funcional más prolongado de cuatro o cinco semanas», han precisado los servicios médicos esta mañana. Si estos plazos se cumplen y todo va bien, el guipuzcoano habría estado de baja unos dos meses, aunque conviene ser prudente y aguardar que se agote el proceso de recuperación.

Aduriz se lesionó el pasado 10 de enero contra el Sevilla en San Mamés. Primero recibió un golpe en la cara externa de su rodilla derecha, que no le impidió seguir y hasta marcar un gol que luego le fue anulado por el VAR. Continuó unos minutos sobre el 'verde', pero no tardó demasiado en darse cuenta que algo iba mal y pidió el cambio. Dejó su sitio a Iker Muniain al filo del descanso y desde entonces lleva recuperándose de una dolencia que le obligará a prolongar su baja en el tiempo. De confirmarse su regreso en marzo, sería la ausencia más larga de su carrera por un problema físico.