«Berizzo tiene una idea de fútbol muy valiente»

Pablo Fernández, con Berrizo./Efe
Pablo Fernández, con Berrizo. / Efe

Pablo Fernández, preparador físico del Athletic, lleva ocho años con el técnico y destaca que ha encontrado una plantilla con «una energía contagiosa»

Javier Ortiz de Lazcano
JAVIER ORTIZ DE LAZCANO

«Le tuve como jugador en Newell's y éste es mi octavo año trabajando en su equipo técnico». El preparador físico rojiblanco, Pablo Fernández, es una de las personas que mejor conocen a Eduardo Berizzo, al que acompaña desde su exitosa etapa en el O'Higgins chileno, al que hicieron campeón del Torneo Apertura en 2013. Luego desembarcaron en España, en donde trabajaron en el Celta y Sevilla antes de llegar al Athletic.

Tras una campaña decepcionante, el equipo rojiblanco levanta importantes expectativas. Cualquiera sabe que un subordinado no va a dejar en mal lugar a su jefe, pero Fernández ha lanzado en Lezama encendidos elogios hacia el entrenador rojiblanco, nacido como él en Cruz Alta (Argentina). «Es un entrenador especial, muy capaz, con una idea muy valiente. Es muy inteligente y transmite lo que quiere. Ojalá el fútbol le ubique en su sitio, como uno de los mejores entrenadores de la actualidad. Es además alguien que escucha atentamente las opiniones de quienes trabajamos con él siempre que tengan solidez. Todos los días crecemos y aprendemos juntos».

Fernández no es sólo un preparador físico. Le gusta ejercer de motor emocional del grupo. La pasión que pone en los partidos le costaron más de una tarjeta en su brillante etapa en el Celta, al que llevaron en 2016-17 por primera vez en su historia a una semifinal europea, perdida ante el Manchester United.

Fernández hace sudar la gota gorda a sus jugadores. La sesión del martes, tras un día de descanso al regreso de la concentración holandesa, se extendió durante tres horas y media. Eso sí, de vez en cuando ameniza el esfuerzo con música. «Les voy a poner rock», quiso recompensar a los jugadores en De Lutte. Y comenzaron a sonar Barricada, Fito y Rosendo. «La tecnología nos ayuda mucho ahora. Nos permite hacer el trabajo más ameno. Hay que introducir cuestiones y estímulos para realizar la tarea de un modo mejor», ha explicado en Lezama.

Un vestuario poderoso

La preparación física es uno de los asuntos centrales de las pretemporadas. Fernández ha mostrado las claves de su labor, que ha definido como «no muy convencional porque no pertenece ninguna escuela». A renglón seguido ha explicado que su método se basa en recoger las cuestiones que considera más interesantes de otros modelos.

Hay preparadores físicos que frenan a sus plantillas al inicio del curso para que lleguen a la cumbre en la fase final de la campaña. Fernández no cree en ese método. Su ruta es el máximo rendimiento desde el primer momento. «Lo que queremos es que el equipo esté en el mejor estado de forma posible en cada partido. Todas las jornadas son importantes. Uno no puede pensar que la 1 es menos importante que la 14 o la 28».

Fernández tiene claro que cada jugador es un universo y que, como tal, debe ser tratado en función de sus particularidades. Hay especialización en todo. «Antes de salir al campo trabajamos en el gimnasio. La tarea se diversifica en función de la posición, por estructuras e incluso trabajamos en las cualidades que merecen desarrollarse más en unas posiciones que en otras».

El preparador físico destaca que se ha encontrado con un vestuario poderoso en el área que le compete. No sólo ha tenido encendidos elogios para Berizzo. También para sus jugadores. «Hemos encontrado un equipo con gran entusiasmo e ilusión pese a que el trabajo es exigente. Es un plantel muy apto, muy predispuesto. Tiene una energía contagiosa. Cuando uno trabaja con un equipo nuevo, lo primero que busca es la adhesión. Creo que la hemos logrado y el equipo está integrado en la planificación». Pablo Fernández promete 'marcha'. «Ojalá se escuche mucho rock and roll este año en Lezama», se esperanza.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos