Borrar
Adu Ares se destapa ante un Alcoyano que se resistió

Adu Ares se destapa ante un Alcoyano que se resistió

El extremo del Bibao Athletic marcó dos goles en El Collao tras el que anotó el pasado domingo al Cornellá, pero no pudo impedir el disputado empate 3-3 final, con tanto de Rego

Javier Beltrán

Jueves, 8 de diciembre 2022

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La mejor versión de Malcom Adu Ares no aparecía en este curso de consolidación y el Bilbao Athletic bien que lo acusaba. Ante el Alcoyano, el talentoso extremo anotaba dos tantos, pudo hacer un tercero, y prolongaba su racha tras el que anotó el domingo ante el Cornellá. Sin embargo, no fue suficiente para noquear a un correoso Alcoyano, que empataba antes del descanso en dos errores defensivos de los cachorros, de nuevo blandos en las marcas, para ya en la segunda mitad remontar con un tercer gol fatídico que dejaba al filial tumbado en la lona. Menos mal que Alejandro Rego, en el descuento, con toda su alma, empataba a tres de remate cruzado sellando un envite eléctrico y desenfrenado.

Tras caer en Tajonar en el minuto 96 (3-2) y empatar ante el Cornellá (2-2) a las órdenes de Pallarés, en Alcoy el marcador se movió mucho antes, con cuatro goles en 43 minutos. Pero cuando parecía que se venían de vacío por no saber sujetar un resultado que invitaba al optimismo ante la resurrección del esperado Adu Ares, se salvaron los muebles en el descuento, justo en el tiempo de prolongación que tantos disgustos habían ocasionado a los jóvenes cachorros en las entregas anteriores. El Bilbao Athletic necesita, sin embargo, mejorar mucho más para conseguir ser un equipo compacto y sin fisuras. Lorente por Rincón, Eguiluz por el sancionado Trespalacios, Naveira de pivote, y Pascual de 9 significaban las novedades introducidas por Pallarés en Alcoy, con Luis Bilbao lesionado en una mano sin poder ser el socio de Adu Ares. Un punto final que obliga a perseverar, a limar los desajustes defensivos, sin ir más lejos este mismo domingo en Lezama ante el Atlético Baleares.

Alcoyano

Bañuz; Lillo (Soler, min.46), Vega, Raúl, Varela; Agüero, Juanan Casanova, Moyita (Sánchez, min.73), Armental (Ferri, min.79); Alcaina (Conejero, min.88) y Revert (Rubio, min.46)

3

-

3

Bilbao Athletic

Padilla; Lorente (Rincón, min.73), Egiluz, Mendibe, Chasco; Naveira (Rego, min.73), Gerenabarrena (Guruzeta, min.85), Unai Gómez (Varela, min.85); Goti, Pascual (Cabo, min.57) y Adu Ares.

  • Goles: 0-1, Adu Ares (min.18); 0-2, Adu Ares (min. 30); 1-2, Moyita (Min.37); 2-2, Casanova (min.43); 3-2, Soler (min.68); 3-3, Rego (min.93).

  • Árbitro: Camacho Garrote, andaluz, expulsó a Eguiluz (min.85) por doble amarilla. Amonestó a los locales Lillo (min. 16) y a los visitantes Unai Gómez (min.63) y Padilla (min.70).

  • Campo El Collao

Arrancaron los alicantinos con brío, acosando el arco de Padilla con un Raúl Alcaina muy activo. Pero el filial se sacudió el dominio con celeridad buscando la cabeza de Aritz Pascual. Mucha pelea en la zona ancha, con imprecisiones por parte de ambos contendientes. Hasta que Adu Adu Ares marcaba en el minuto 18, aprovechado una acción de lujo de Mikel Goti en la línea de fondo, driblando a su par en una baldosa, y dándose un pase atrás para que finalizase el talentoso extremo bilbaíno. Ares ya había anotado ante el Cornellá hacía cuatro días. Tras un par de sustos en un encontronazo de Padilla con Alcaina en un despeje en el borde del área, y por un gol anulado al Alcoyano por fuera de juego de Raúl, a la media hora aparecía el segundo tanto de Ares empalmando un balón rechazado en el interior del área para batir a Bañuz, subiendo al luminoso de El Collao el 2-0. Un escenario idílico tras lo acontecido en las últimas semanas, pero que se ensombreció ya antes del descanso. El Bilbao Athletic, envalentonado, se gustaba, pero Sergio Moyita recortaba distancias apoyado en una filigrana al borde del área, con sombrero incluido, de un potente chut. Pudo marcar el tercero de la tarde Ares, de dulce, en un tiro lejano que acabó lamiendo el poste el arco alicantino. Lástima porque era el Alcoyano, en un partido alocado, el que por medio de Juanan Casanova empataba antes del descanso de cabeza a saque de falta de Agüero, robando la cartera a la zaga rojiblanca y enmendando la plana de su equipo en apenas cinco minutos.

El segundo acto arrancó con doble cambio en el equipo de Vicente Parras, y un chut cruzado de Alcaina a modo de aviso. Rubio fabricaba un segundo fogonazo al contragolpe, reclamando penalti en un forcejeo con Lorente en un lance posterior. El panorama no mejoraba y el juego se embarullaba. Pallarés sacaba a Cabo por Pascual, que intentaba combinar con Goti en la zona de vanguardia. Naveira no acertaba en un remate cruzado que atajaba Bañuz en la mejor acción bilbaína. Era Soler, por contra, el que adelantaba al equipo alicantino en un remate raso que superaba a Padilla tocando antes el cuero en Mendibe, que hacía de pantalla al portero. El envite se empinaba de nuevo para el filial. En tres zarpazos del Alcoyano había visto esfumarse la victoria, incluso el empate en El Collao. Un cuarto balón peligroso lo despejaba sobre la misma línea Mendibe salvando las espaldas de Padilla. Nada salía ya a los cachorros en esos instantes, nerviosos ante esta delicada tesitura. Eguiluz veía la segunda cartulina amarilla en el 85 y abandonaba el campo coincidiendo con el debut del extremo del Basconia, Iker Varela. Pero Rego, recién incorporado al juego, emergía como salvador en el tiempo de descuento con un tiro seco y cruzado salvador para, al menos, rescatar un punto merecido en Alcoy.

Pallarés: «En la faceta del gol hemos estado bien, en otras no»

«Es cierto que hoy hemos tenido cuatro ocasiones de gol y hemos marcado tres, en esa faceta hemos estado acertados. En otras, no. También hemos recibido tres goles, lo que indica que en algo hemos estado mal», aseguró el técnico rojiblanco, que regresaba a su tierra de adopción.

Con el 3-2, remontando el Alcoyano la ventaja del filial, el envite se puso crudo. «En 90 minutos pasaron muchas cosas, de ir 0-2 ganando, después ir 3-2 perdiendo, quedarnos con un hombre menos (por expulsión de Unai Eguiluz en el minuto 85) y, al final, te sale el día de un gol que te permite empatar», narra Pallarés, acostumbrado a los caprichos del fútbol. «Ojalá que el domingo seamos capaces de ganar en casa y hagamos este punto bueno», desea apuntando ya al partido ante el Atlético Baleares en las instalaciones de Lezama.

En otros partidos anteriores se escaparon puntos en los descuentos al bisoño Bilbao Athletic, que en El Collao la moneda salió, esta vez sí y merecidamente, de cara: «Efectivamente, ante Osasuna Promesas conseguimos empatar a dos y, en el 96, encajamos uno en contra. La semana pasada, con 2-1 ante el Cornellá, en el 84, en un penalti, que era, consiguieron empatar. El fútbol tiene estas cosas. Hoy ha sido en el último minuto cuando hemos conseguido marcar», subraya aliviado Pallarés. Por tanto no queda otra que seguir pico y pala para enmendar la plana por parte del nuevo míster rojiblanco, que se va aclimatando a su cometido en Bilbao: «Les hemos transmitido a ellos fuerza y ánimo», relata de su labor de concienciación en el banquillo del estadio del Alcoyano, con un punto final que salvaba los muebles.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios