Los jugadores rojiblancos estallan de alegría tras eliminar al equipo de Simeone y clasificarse de nuevo para la final de la Supercopa. / reuters

La confirmación de un nuevo Athletic

Los rojiblancos demuestran su potencial competitivo cada vez que se activan en ataque con decisión y velocidad

Jon Agiriano
JON AGIRIANO

Por la forma en que se produjo, el exotismo del escenario y el rival, que no deja de ser el Atlético de Simeone, por mucho que ahora atraviese una crisis de juego, la victoria del equipo de Marcelino en la semifinal de la Supercopa hay que valorarla no sólo como una noticia feliz sino como algo todavía más importante: como la confirmación defi

logo-correo-on2.svg
Este contenido es exclusivo para suscriptores