¿Por qué me uní a Arechabaleta?

Una vida en rojo y blanco

IÑAKI GOIRIZELAIA

La vida siempre nos enseña, nos ayuda, nos ofrece oportunidades, nos abre caminos, siempre llena de sorpresas, siempre abre la puerta a la ilusión. Si encima es una vida en rojo y blanco, a algunas personas nos resulta todavía mucho más atractiva. Conozco a Iñaki desde hace mucho tiempo. Él era portero del Loiola Indautxu, donde también jugaban alguno de mis mejores amigos.

Nos fuimos haciendo mayores y durante tiempo perdimos el contacto hasta que nuestras vidas profesionales nos juntaron de nuevo. Llegué a ser rector de la UPV/EHU y él se convirtió en director general del grupo Vocento. Todos los años durante mi mandato tuve la oportunidad de compartir con él agradables conversaciones durante la entrega de diplomas del Master de Periodismo. Poco a poco fui conociendo su trabajo, su apuesta por la innovación en todos los niveles y los excelentes resultados conseguidos en toda su actividad profesional. A menudo hablábamos de las complicaciones, los grandes retos que ambos estábamos abordando, desde la innovación, con una mirada al futuro buscando la modernidad, la internacionalización y respondiendo a los desafíos de una sociedad cada vez más global y digitalizada.

Una vez terminada mi labor como rector volvimos a pasar un tiempo sin vernos. De vez en cuando coincidíamos por la calle y aprovechábamos para ponernos al día. Hace unos tres meses, un amigo común me transmitió que Iñaki quería hablar conmigo. Ni se me pasaba por la cabeza que me quería en su equipo para ganar las elecciones del Athletic. Los dos amamos profundamente al Athletic desde la cuna. Él lleva 56 años de socio, yo 55. Nuestros padres y madres nos lo inculcaron desde pequeños y esto nos une por encima de nuestras distintas formas de entender este país. Es fácil entenderse entre diferentes cuando nos une el amor y pasión por el Athletic.

Me explicó su proyecto deportivo, económico y social. Me habló de las personas que le iban a acompañar en su equipo. Me contó su idea de entrenador para el primer equipo masculino y el femenino. Su propuesta de una metodología propia para Lezama, la cual, por cierto, contrasté con amigos expertos. Hablamos del euskara en rojo y blanco, de la nítida apuesta que el Athletic hará en favor de la cultura vasca y de la normalización del uso del euskara en todos los niveles. Hablamos del Athletic como embajador de nuestro país en el mundo.

No me lo esperaba, no pensaba volver a estar en el ojo público, pero el proyecto de Iñaki Arechabaleta en todos sus aspectos, es un proyecto impresionante, innovador, transformador. En definitiva, el mejor proyecto. Me convenció.