La inesperada reacción del entrenador del Toulouse ante la expulsión de Íñigo Martínez

La inesperada reacción del entrenador del Toulouse ante la expulsión de Íñigo Martínez
ATHLEIC CLUB

Casanova decidió retirar a uno de sus futbolistas después de que el defensa del Athletic viera la roja por protestar

EL CORREO

Fue un gesto de caballerosidad absolutamente inusual en el mundo del fútbol a pesar de que se trataba de un partido amistoso. Entendió que había sido injusta la expulsión del rival y decidió retirar del terreno de juego a uno de sus jugadores para recuperar la igualdad.

El árbitro dejó claro desde el principio que el rango de amistoso del duelo no le restaba autoridad. En la primera parte mostró una tarjeta amarilla a Aduriz por no acercarse a él cuando se lo pidió.

En la segunda parte Sibide braceó primero con Unai López y al poco con Íñigo Martínez. El árbitro señaló falta del primer rojiblanco, pero el ondarrutarra debió decir algo porque la reacción del colegiado de Ligue 1 fue inmediata. Roja directa.

Pero aquí no acabó la historia. El entrenador del Toulouse, Alain Casanova, después de charlar con el linier, llamó a uno de sus jugadores, Quentin Boisgard, y le mandó que saliera del campo para igualar las fuerzas de ambos equipos. Según explica el Toulouse en su página web, el míster galo pidió primero al árbitro que el Athletic pudiera reemplazar a Martínez; el colegiado se negó, como es lo normal, así que decidió actuar por su cuenta.

«El entrenador del Toulouse ha tenido un gran detalle al igualar el partido y acabarlo diez contra diez», reconoció Gaizka Garitano.