Elizegi: amante del Athletic, de los fogones y emprendedor

Aitor Elizegi./Yvonne Fernández
Aitor Elizegi. / Yvonne Fernández

El cocinero, bilbaíno de pro, siempre ha tenido el sueño de ser el máximo dirigente de la escuadra rojiblanca

Juanma Mallo
JUANMA MALLO

Aitor Elizegi (Bilbao, 52) tiene varios amores. Pero dos son los principales de este cocinero emprendedor con tres generaciones de familiares de Santutxu: el Athletic, al que ahora aspira a presidir, y los fogones. Siempre ha respirado en rojo y blanco, los colores de su equipo. Ha soñado toda su vida con ser el máximo representante del club, colocarse en el sillón de Ibaigane y ahora se encuentra inmerso en esa carrera, después de rectificar su decisión del miércoles en la que se quitaba de la senda hacia Alameda Mazarredo.

Precisamente, muy cerca de allí tiene varios de sus restaurantes. Por un lado, Baita Gaminiz, situado en el número 20 de esa calle. También el Bascook, en Barroeta Aldamar; el Basquery, en Ibañez de Bilbao y el Txocook, en la Plaza Pío Baroja. Unos metros separan su próximo objetivo de los actuales lugares de trabajo de este hombre que siente la villa como el que más. Ahora, como presidente de Bilbao Dendak, pero antes como pregonero, hace diez años. «Voy a estar en todas las salsas», decía en una entrevista con EL CORREO antes de iniciarse aquella Aste Nagusia de 2008.

Afirmaba que era «un fin de trayecto como Bilbao», pero desde entonces ha dado muchos pasos más, muchísimos. Y ahora, después de rectificar el miércoles, de echarse marcha atrás, se presenta a Ibaigane. A luchar contra Uribe-Echevarría.

Más información

 

Fotos

Vídeos