Gorka Guruzeta dispara en el entrenamiento de este viernes ante la atenta mirada de Ernesto Valverde. / PANKRA NIETO

«He venido a trabajar y a pelearlo todo», avisa Guruzeta

El delantero regresa «más maduro» a Lezama tras dos años en Segunda y convencido de que puede convencer a Valverde para tener un hueco esta temporada

CARLOS NIETO GARCÍA Lezama

Gorka Guruzeta (San Sebastián, 25 años) es un hombre feliz. Está a punto de culminar su primera semana de entrenamientos como jugador de la primera plantilla del Athletic, un objetivo del que se alejó en 2020 al fichar por el Sabadell. Su última etapa en Segunda en las filas del Amorebieta, con trece goles anotados pese al descenso del conjunto vizcaíno, le han permitido ganarse la oportunidad de hacerse un hueco en la plantilla de Ernesto Valverde. Y avisa: «He venido a trabajar, a ganarme un sitio y a pelearlo todo».

«Lo más importante es que he vuelto, ahora me tengo que ganar la oportunidad en los entrenamientos y partidos», ha asegurado, convicente y seguro, el delantero donostiarra en rueda de prensa. En esta línea, Guruzeta ha confirmado que todavía no ha mantenido una charla individual con Valverde. «Ya habrá tiempo de hablar con él. Quiero convencerle de que puedo ser un jugador para estar en su equipo y aprovechar todaslas oportunidades que tenga».

Cuestionado sobre la convivencia con el otro nueve puro de la plantilla, Asier Villalibre, el guipuzcoano ha dicho que son compatibles. «Desde que llegué a Lezama he coincidido tres años con él y nos entendemos bien. Somos perfiles diferentes, podemos jugar juntos». Con 1,88 metros de altura, Guruzeta se define como un delantero que «no pierde balones fáciles y que juega de espaldas. Me gusta mucho tener el balón y he mejorado en ir al espacio y bajar a recibir». No se pone un objetivo concreto de goles: «No me suelo marcar cifras, pero soy delantero y a final de año te miran los goles que has metido», ha afirmado. Su contador ya está en uno, con aquel gran testarazo que anotó en Copa ante el Sevilla en la 2018/2019, cuando era todavía miembro del filial.

Su hermano Jon del Bilbao Athletic

Vuelve a Lezama un Guruzeta «más maduro por el hecho de jugar dos temporadas en Segunda. Quiero jugar y competir, a partir de ahí vas creciendo en todos los sentidos. Soy un jugador más completo». Llega a un vestuario que conoce, que le ha recibido con las puertas abiertas y que sueña con compartir algún día con su hermano Jon, centrocampista del Bilbao Athletic.