Borrar
Gurpegui y su staff técnico con la copa de campeones de Segunda RFEF. Athletic
Gurpegui abandona los banquillos tras lograr el ascenso con el Bilbao Athletic

Gurpegui abandona los banquillos tras lograr el ascenso con el Bilbao Athletic

Su adiós coincide con una nueva victoria del filial este domingo, 0-5 al Brea

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Domingo, 5 de mayo 2024, 14:17

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Carlos Gurpegui lo tenía claro hace meses, fruto de una profunda e íntima reflexión, pero ha preferido esperar hasta el final de temporada para comunicar al club y al vestuario su decisión de dejar aparcada su carrera como entrenador. ¿Esto qué significa? Que no seguirá al frente de un Bilbao Athletic campeón -acaba de devolverlo a la categoría de bronce con una autoridad aplastante- y que salvo sorpresa tampoco continuará en una entidad en la que ha sido todo: juvenil, 'cachorro', jugador del primer equipo, referencia dentro y fuera del vestuario, representante institucional y finalmente técnico. El navarro se va por motivos personales y familiares y, según anunció este domingo Ibaigane en un comunicado, en los próximos días comparecerá para explicar las razones de su adiós.

Lo que dirá Gurpegui en su acto de despedida será que necesita pasar un tiempo a solas con su familia, con sus tres hijos, desaparecer por un tiempo, alejarse de los focos y el ruido para disfrutar del silencio de la vida junto a sus seres queridos. No tiene nada claro que quiera dedicarse al mundo de los banquillos -nunca ha estado convencido del todo, ni cuando empezaba con su formación a las órdenes de Ernesto Valverde- y por eso necesita parar y reflexionar con calma sobre su futuro profesional. El de Andosilla se hizo cargo del Bilbao Athletic después del desastre perpetrado la pasada campaña, en la que Bingen Arostegi fue despedido y sustituido por un Álex Pallarès incapaz de enderezar el rumbo del equipo, crítico con el club en la recta final de la temporada, y desde el trabajo y la discreción lo catapultó de vuelta a la Primera Federación. Una vez terminado el curso, con la contundente victoria de este domingo ante el Brea (0-5), comunicó su decisión a los 'cachorros' e Ibaigane lo hizo público en una nota.

«Carlos Gurpegui ha decidido aparcar su carrera en los banquillos y no seguirá al frente del Bilbao Athletic en la próxima temporada. El mito de Andosilla deja Lezama con el ascenso del filial a Primera Federación después de una temporada espectacular, con 82 puntos y sólo dos derrotas». Ibaigane anunció así el adiós del navarro, quien a comienzos de 2024 recibió una propuesta formal para extender su relación contractual con el club. Declinó la oferta con el argumento de que prefería esperar, no interferir en el desarrollo de la temporada y abordar el tema una vez concluida la campaña. Tenía entre ceja y ceja conseguir el ascenso, devolver al equipo al lugar del que jamás debió salir y luego marcharse en paz, con la satisfacción del deber cumplido.

Adiós tras 26 años en el club

En el comunicado emitido, el club confirmó que ofreció a Gurpegui y a su staff rubricar un nuevo contrato y continuar al frente del filial rojiblanco. «El Athletic, a través del director general de fútbol, Mikel González, había ofrecido la renovación a su cuerpo técnico a primeros de año, satisfecho como estaba el club de su aportación, tanto en crecimiento de los futbolistas como del colectivo. Sin embargo, Gurpegui solicitó esperar al final de temporada para tomar una determinación que este domingo mismo (por el sábado) comunicó a la plantilla para no afectar a su rendimiento pese a haberse logrado ya el objetivo. En la misma sintonía, el Athletic ha querido esperar al final de este encuentro para comunicar su decisión», manifestó en referencia al encuentro contra el Brea.

El técnico de Andosilla, de 43 años, llegó a Lezama con 17, en 1998. Pasó por el Basconia, Bilbao Athletic y debutó con el primer equipo el 31 de marzo de 2002 ante el Villarreal. En el curso siguiente dio el salto definitivo a la élite y comenzó con la construcción de una carrera con mayúsculas. Paró el contador en 393 partidos repartidos entre 15 temporadas y se retiró en 2016. A renglón seguido, se integró en el 'staff' de Valverde ocupando el sitio dejado por Joseba Etxeberria, quien se hizo cargo del Basconia. Empezó con su proceso de formación que, de todos modos, nunca ha tenido clara. Luego fue representante institucional del club y en 2022 se sentó en el banquillo del filial de Basauri -acabó cuarto y jugó el play-off de ascenso, donde cayó con el Leioa- para ascender al Bilbao Athletic. Hasta ahí. Quiere coger aire, alejarse de los focos y estar cerca de su familia.

«La sintonía de Lezama con el cuerpo técnico de Gurpegui ha sido fantástica», subrayó el Athletic, además de alabar su labor en la «formación de jugadores». El club acotó que el navarro ha realizado su «anteúltimo servicio a la entidad», una bonita manera de decirle que siempre tendrá abiertas las puertas de su club.

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios