canal Athletic
Actualidad
acuerdos de la junta directiva
El club destina alrededor de 7 de los 40 millones de Martínez a cerrar su pasivo con la Diputación Ibaigane pretende zanjar así el debate sobre el destino de la cantidad cobrada por la venta del navarro al Bayern
22 de septiembre de 2012
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
El Athletic salda su deuda con Hacienda
Josu Urrutia se dispone a tomar asiento en su primera asamblea como presidente del Athletic, en octubre de 2011. :: IGNACIO PÉREZ
JUANMA MALLOTwitter: @juanmamallo | BILBAO..-

El Athletic saldará en breve su deuda con la Hacienda vizcaína. Ibaigane anunció ayer que destinará una parte de los 40 millones de euros ingresados por la venta de Javi Martínez al Bayern de Múnich a borrar de su pasivo esta obligación contraída con la entidad foral. En total, fuentes del club estiman que se deben alrededor de siete millones al Ejecutivo presidido por José Luis Bilbao. Se trata de un compromiso adquirido en el pasado, a principios de este siglo, por el impago del IRPF de las fichas de muchos de los entonces jugadores de la primera plantilla. También se desveló ayer que otro porcentaje de esa «entrada de ingresos extraordinarios» irá a parar a la potenciación del fútbol base, a la cantera, la semilla de la que se nutre la primera plantilla.

Con este acuerdo alcanzado en una reunión de la directiva celebrada el jueves, el mismo día del desafortunado partido frente al Hapoel KS, el Athletic liquida una deuda histórica. Surgió debido a que Ibaigane presentaba en sus declaraciones de cada ejercicio fichas netas de buena parte de sus profesionales, tanto jugadores como técnicos, y no los contratos brutos firmados entre las dos partes, como obliga la ley. La Hacienda vizcaína tardó nueve años en descubrir este método y, tras una serie de negociaciones con el departamento dirigido por José María Iruarrizaga, se llegó a un pacto para pagar en 20 años esa cantidad no abonada, según anunció en 2005 el entonces presidente Fernando Lamikiz.

Esa inyección extra de fondos que han recaído en sus depósitos financieros, por tanto, han permitido al Athletic ponerse al corriente con el fisco del territorio histórico trece años antes del plazo inicial de vencimiento. El club lo explica en su página web del siguiente modo: «Los ingresos se invertirán en la liquidación anticipada de la cuantía pendiente del acuerdo de aplazamiento con la Hacienda Foral», se expone en el comunicado.

Fichaje o campo

Desde la contratación de Javi Martínez por el Bayern, el miércoles 29 de agosto, brotó un debate sobre el destino de la cantidad percibida por Ibaigane. Por un lado, los aficionados apostaban por una contratación, algo que aún puede ocurrir -aunque parece muy improbable- puesto que la Liga de Fútbol Profesional concedió al club un mes de plazo extra -hasta el 29 de septiembre- para fortalecer su plantel. Sin embargo, Urrutia ya anunció que los componentes del órgano de gobierno rojiblanco no se iban a volver «locos» con posibles fichajes.

De la otra parte, el lehendakari, Patxi López, cinco días después del abono de la cláusula por los bávaros, instó al presidente del Athletic a «implicarse bastante más de lo que está ahora» en la financiación de San Mamés Barria. Consideró el presidente del Gobierno vasco, a principios de este mes que, en un momento de crisis, con recortes en casi todos los ámbitos, con las cuentas de las administraciones exhaustas, el club debería aumentar su aportación a la construcción de su futura nueva casa, gracias a esos «cuantiosos ingresos extraordinarios», como los calificó el dirigente socialista. Y realizó esta afirmación tanto en los micrófonos de una emisora de radio como en una carta que envió al despacho del presidente en Alameda Mazarredo.

Sin embargo, encontró rápida respuesta en Urrutia. «Es sólo una opinión. El uso de dichos 40 millones lo decidirá la junta directiva», expuso en una rueda de prensa el exjugador rojiblanco. Y así ha sido, a pesar de que la mayoría de partidos políticos apoyaron, siempre con una serie de prevenciones, la idea de López de que el Athletic estirase su implicación más allá de los 42 millones comprometidos de forma inicial, en los que se incluye el valor de los terrenos de la actual 'Catedral'.

Diferentes visiones

Todos los grupos, a excepción del PNV. Íñigo Urkullu, candidato a la presidencia en las elecciones del 21 de octubre, planteó que fuera el club, como ha ocurrido, el que decidiera dónde debería ir a parar el dinero logrado por Javi Martínez. Otros, en cambio, secundaron al socialista. «Si yo fuera lehendakari, le diría al Athletic que teníamos un compromiso en un momento de una situación económica distinta a la de ahora y que tenemos que renegociar», aportó Antonio Basagoiti, presidente del PP. «El Athletic tendría que poner más dinero, porque existen otras prioridades», estimó Laura Mintegi, de Bildu.

La junta, soberana, no ha atendido estas reclamaciones. Aunque sí ha dirigido esos ingresos inesperados a aliviar un tanto la situación económica de una administración pública que, además, forma parte de la sociedad San Mamés Barria. La Diputación, en este sentido, al igual que Kutxabank y el Gobierno vasco, dirige 55 millones de euros a la edificación del futuro campo. Mientras tanto, el club pone 42 millones, y el Ayuntamiento, la quinta pata de este complejo proyecto, 11 millones correspondientes a las licencias e impuestos de obra, hasta llegar a 218 millones.

TAGS RELACIONADOS
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios