El Correo
Athletic Club

olympique-athletic

El vídeo de la pelea entre radicales antes del partido

Imágenes de la pelea.
Imágenes de la pelea. / Youtube
  • Unos 80 hinchas ultras del Athletic apoyados por seguidores del Girondins y alrededor de 50 del OM se enzarzaron en una trifulca con lanzamiento de sillas y botellas

Hora y media antes del partido se produjo una multitudinaria pelea entre radicales del Olympique de Marsella y del Athletic, que fuentes de la Ertzaintza indican a EL CORREO que son de Herri Norte y que estuvieron apoyados por aliados del Girondins de Burdeos. En el tumulto participaron en torno a 130 ultras, 80 vascos y bordeleses y 50 marselleses. Los incidentes se produjeron en torno a una hora antes del partido en la avenida que conduce desde el Puerto Viejo de la ciudad al Velodrome. A un kilómetro del estadio, un grupo de radicales galos ha interceptado al grupo de los vascos, que gritaban en favor del Girondins. Los ultras del Athletic están hermanados con los de Burdeos, que a su vez se encuentran muy enemistados con los radicales del OM, con los que han protagonizado varios incidentes violentos.

En la trifulca volaron sillas y botellas. No se produjeron detenidos ni heridos. «La gente que estaba en las inmediaciones ha huído muy asustada». El tumulto finalizó cuando los franceses, en inferioridad, se dieron a la fuga antes de la llegada de los gendarmes. La policía gala, que estaba alertada de la llegada de los radicales vascos en dos autobuses , les escoltó tras la pelea. Fue llamativo que por la mañana no se vieran apenas agentes por el Puerto Viejo y que a primeras horas de la tarde se produjera un despliegue de decenas de gendarmes en la zona.

Jornada de fiesta rojiblanca

Fue el único incidente que no logró ensombrecer una gran jornada de fiesta rojiblanca. Mil hinchas del Athletic animaron a su equipo en el Velodrome. La inmensa mayoría de ellos disfrutaron del Puerto Viejo, la zona más turística, y confraternizaron con los aficionados locales. La Peña Deusto convocó a los vascos a mediodía junto a la noria situada en el puerto. Acudieron centenares de ellos, entre los que llamaban la atención dos miembros de la Peña de Tokio.En el estadio no hubo problemas. Los hinchas del Athletic fueron colocados en uno de los corners que defendió Herrerín en la segunda parte. El fondo que estaba a su lado estaba cerrado.