La pegada condena al Bilbao Athletic en Las Gaunas

El filial empata (1-1) ante la SD Logroñés en un partido alocado, con alternativas y ocasiones de sobra para haber incrementado el tanteador

JAVIER BELTRÁN

El Bilbao Athletic no termina de ver puerta. Venía de dos empates y dos derrotas en las últimas cuatro jornadas, justo después de noquear a la UD Logroñés y antes de verse las caras ante el otro rival de la capital riojana, la SD Logroñés, en Las Gaunas. La impericia en los remates a puerta siguen lastrando a los cachorros, que fueron superiores en el segundo periodo tras empatar antes del descanso gracias a Gorka Agirre, pero el no acertar, con ocasiones muy claras de Diarra, Cabo y Artola, les sigue condenando para anclarse con 10 puntos en una zona delicada de este competitivo Grupo I de la Primera RFEF.

1 SD Logroñés

Jero Lario; Cubero, Caneda, Xiker, Paredes; Calderón (Cordovín, min.76), Arnedo, Lozano (Javito, min.76), Sandoval (Ander El Haddadi, min.86); Jon Ander Pérez (Diego Esteban, min.62) y Soberón (Aizpun, min. 86).

1 Bilbao Athletic

Agirrezabala; Núñez, Lorente, Paredes, Jaso, Kortazar (Oier López, min. 78); Prados (Naveira, min.78), Agirre (San Bartolomé, min, 67), Diarra; Artola e Ibai Sanz (Cabo, min.67).

  • Goles : 1-0, Sandoval (min. 37); 1-1, Agirre (min.43).

  • Árbitro : Ramo Andrés, aragonés. Amonestó a los locales Cordovín (min.84), Diego Esteban (min.88) y a los visitantes Jaso (min, 48); Prados (min. 53), Cabo (min.72).

  • Campo : Las Gaunas: 2.200 espectadores. Minuto de silencio por el niño asesinado en Lardero.

Y no fue porque los jugadores de Imanol de la Sota no lo intentaran, de todos los modos posibles. Ya de saque, Diarra se remangaba en el primer disparo a puerta, con presión alta de los cachorros en un juego deslabazado en el arranque del envite, con un icónico Las Gaunas con metros para expresarse. Un técnico del filial que confiaba de nuevo por el dibujo de tres centrales con dos laterales profundos para incomodar a la SDL, que ponía pólvora arriba con el incisivo Jon Ander Pérez y el vertical Soberón. Precisamente, Jon Ander, de cabeza, remataba a la salida de un córner, ligeramente desviado de la portería de Agirrezabala. Arriba, el joven Ibai Sanz se buscaba la vida entre los exrojiblancos Caneda y Xiker. El equipo riojano avanzaba cuadras para insistir sobre el arco bilbaíno, colgando balones cruzados que los centrales de pistacho desviaban como podían. Prados trataba de poder orden en la zona de creación, pero el equipo estaba espeso. La presión local se subsanaba con una ocasión de Artola tras robo de Ibai Sanz, con un par de golpeos de Diarra en el interior del área probando suerte, y otro de Jaso a las nubes de Logroño.

El Bilbao Athletic apretaba en bloque alto, con la afición del 'Gol Norte' empujando a la SDL con sus cánticos desde la grada, pero cometía demasiadas imprecisones en los pases, a veces sin oposición, ante un rival incisivo, que percutía con el vizcaíno Cubero prolongándose por su banda diestra, Sandoval como extremo por la izquierda, y con detalles de Lozado entre líneas. Paredes sujetaba las acometidas de Jon Ander Pérez, aunque era Soberón el que ensayaba el disparo lejano a las manos de Agirrezabala, y Calderón gozaba de una ocasión diáfana pasada la media hora en una incursión por el pasillo central. Avisos claros para que, a renglón seguido, Calderón realizaba una acción de lujo, con caño a Kortazar y regate a Jaso colándose hasta la cocina por el extremo derecho para que Sandoval empujara el cuero de su precisa asistencia a la red para abrir el marcador.

El Bilbao Athletic necesitaba rearmarse y se lanzaba al ataque, con chut de nuevo, el tercero, de Diarra, pero sin pólvora, y otro de Kortazar, en un déficit de pericia ofensiva que lamina a los hombres de De la Sota. Incluso Jon Ander Pérez erraba una ocasión clarísima tras fallo de cálculo de Paredes y plantarse, antes del descanso, solo ante el arco vizcaíno, pero sin atinar en el remate. Sin embargo, en el minuto 43, en el marco de un toma y daca de ambos conjuntos lanzados en tromba sin complejos, jugada poderosa de Diarra, que se iba de su par a base de pulmones, y centraba para que en el segundo palo Gorka Agirre, una de las novedades en el once, acertara para sellar el 1-1 tras no conectar la bota Artola. Un tanto reparador y psicológico.

Ya en el segundo acto, Artola, de cabeza, empezó amenazando el arco de Jero Lario, con un Bilbao Athletic más sólido, mandón sobre el verde, triangulando, con Diarra poderoso barriendo todos los balones de la zona ancha, que dispuso de otra acción ante Jero Lario. Faltaba, sin embargo, ajustar las marcas en defensa. La SDL parecía más ralentizada, con menos colmillo en ataque. El filial merecía más en sus minutos más inspirados. Artola se desperezaba para buscar las cosquillas a Xiker, aunque era Caneda quien impedía al mediapunta getxotarra anotar, antes de que Cabo, recién incorporado, no acertaba ante Jero con todo a su favor, en una oportunidad de lujo. El filial buscaba con ahínco la victoria, con los jugadores de Llona insistiendo en colgar centros cruzados y Sandoval lanzando raso desde lejos. Poco más. Lo cachorros, ya con menos fe y menos carburante, se resignaban en los últimos compases sin poder canjear los anhelados tres puntos.