«Hay un señor que se está riendo de nosotros»

Yuri protege el balón ante el espanyolista Leo Baptistao. /EFE
Yuri protege el balón ante el espanyolista Leo Baptistao. / EFE

Yuri critica con dureza la Liga por los cambios de los horarios y censura la decisión de competir en Sevilla a las cuatro y cuarto de la tarde: «Que se ponga las botas (Tebas) y juegue él»

Robert Basic
ROBERT BASICBilbao

Yuri Berchiche habla con naturalidad y suele decir lo que piensa, alejado de los lugares comunes y abonado a un discurso claro y contundente. Pone las cosas encima de la mesa y defiende sus argumentos, que expone de forma nítida y los detalla con la precisión de un cirujano. El lateral ha comparecido hoy en Lezama para hablar de la actualidad del Athletic y del partido del sábado en Sevilla, donde los rojiblancos se juegan la temporada en 90 minutos. Cuando se le ha cuestionado por el horario, el guipuzcoano no se ha mordido la lengua y ha apuntado directamente al hombre fuerte de la Liga. «No soy para nada partidario de competir a esa hora. A veces pienso que nos toman el pelo porque nos han cambiado el horario tres veces. Hay un señor que se está riendo de nosotros», ha señalado a Javier Tebas, presidente de la LFP. «Que intente ponerse las botas y que juegue él a las cuatro y cuarto de la tarde en el Pizjuán con el calor y la humedad que hay».

Está claro que la decisión de la Liga de variar la ubicación horaria del partido –y de otros tres implicados en la lucha por Europa– ha provocado un profundo malestar en el Athletic y en el Sevilla. Los dos clubes emitieron sendos comunicados en los que denunciaron la programación definitiva. Primero se puso a las 18.30 horas, luego a las 20 y finalmente a las cuatro y cuarto de la tarde, algo que ha indignado a ambas entidades. «Yo no se lo recomiendo a nadie», ha insistido Yuri. «Nosotros somos los afectados y va a haber muchísimas adversidades. Poner un encuentro a esa hora en Sevilla me parece una locura». Pero es lo que hay y tocará medirse en este contexto a un Sevilla que se juega sus escasas posibilidades de meterse en la Champions o, como mal menor, amarrar la sexta plaza y evitar las previas».

Yuri no piensa en las ecuaciones matemáticas y pide saltar al campo con el cuchillo entre los dientes. «Vamos con la mentalidad de ganar el partido. Tenemos el encuentro de Valladolid, donde no salimos enchufados. Es el ejemplo de lo que no hay que hacer. Toca ir a por todas porque no hay otra manera de conseguir un punto en Sevilla». ¿Sería bueno el empate? «Obviamente», ha replicado el lateral, aunque ha acotado que la idea del equipo es ir a por los tres puntos. «Ojalá ganemos, quedemos sextos y evitemos así las previas. Pero si luego sacamos un empate en un estadio dificilísimo va a ser una temporada redonda». Ha añadido además que si el equipo sella la clasificación europea en el Pizjuán «le daría un 9 a la temporada».

«Nos jugamos todo en un año»

El defensa no ha querido saber nada de calculadoras ni de acuerdos para cerrar un empate que, en teoría, dejaría contentos a ambos equipos. «Solo puedo decir que vamos a salir a por la victoria. Nos jugamos todo en un año», ha subrayado Yuri, quien se ha referido también a la carga de partidos de su rival. El Sevilla ha jugado 19 partidos más que el Athletic, 28 horas de fútbol extra que, a su juicio, «podría pesarles. Nosotros estamos ya casi con la soga al cuello y eso se nota en las piernas, imagínese llevar casi 20 encuentros más». De todos modos, ha avisado que los hispalenses actúan en casa y que su afición «siempre está ahí y aprieta. No creo que que quieran terminar con las malas sensaciones. La bronca que les puede caer...».

Yuri no ha tenido ningún problema en definir el choque como una «final importantísima» y ha pedido realizar un «último gran esfuerzo» ante un Sevilla que también se juega clasificación europea, aunque con la ventaja de contar ya con el precinto continental. De qué clase será se verá después del encuentro. «Habrá que afrontar bastantes adversidades y superarlas para sacar el billete europeo».

«Llegaba a los partidos prácticamente muerto»

Yuri Berchiche está encantado con cómo ha ido la temporada después de todos los problemas que ha ido superando el Athletic. Una vez más, el lateral no ha tenido ningún reparo en criticar la preparación física llevada a cabo durante la etapa de Eduardo Berizzo. «No fue la mejor. Se podían haber hecho mejor las cosas. Llegaba a los partidos prácticamente muerto. En el minuto 60 o 70 ya no tenía físico, y cuando no tienes físico tampoco tienes piernas ni cabeza y vas perdiendo confianza. Poco a poco lo he ido recuperando con Gaizka (Garitano)». El lateral ha subrayado que ha ido de «menos a más, como todo el equipo, y ahora mismo me encuentro en mi mejor momento de la temporada. Es una pena que termine».

El de Zarautz ha expresado su satisfacción con el trabajo realizado bajo las órdenes de Gaizka Garitano y su 'staff' técnico. «Las semanas suelen ser bastante tranquilas y el jugador lo agradece. Lo importante es llegar bien al partido, y antes no tenía esa sensación. Llegaba a los calentamientos y me encontraba pesado, cansado, y es lo peor que uno puede sentir porque aún te quedan 90 minutos para jugar. A partir de Navidades se ha visto una versión mejorada de mi fútbol, aunque todavía me falta bastante».

El defensa, el único hombre de la plantilla que ha superado la barrera de los 3.000 minutos, se ha mostrado muy exigente y asume que puede dar mucho más al equipo. «Nunca me voy contento a casa. Sé que cuando llegué generé muchísimas expectativas y las cosas no empezaron de la mejor forma posible. Ahora estoy en mi mejor momento y sé que debo aportar más al Athletic». ¿Qué nota se pondría? «No lo sé, un 6». Y una promesa. «Mi primer año en todos los clubes en los que he estado siempre me ha costado más. A partir del segundo se va a ver la mejor versión de Yuri».