Uribe-Echevarría quiere una plantilla sin cláusulas

Uribe-Echevarría presenta su proyecto para el Athletic./Luis Ángel Gómez
Uribe-Echevarría presenta su proyecto para el Athletic. / Luis Ángel Gómez

El excontador presenta su programa electoral en el que propone eliminar los blindajes, crear las figuras del director general deportivo y del defensor de socio, implantar «carné por puntos», potenciar el fútbol femenino y «reformar los Estatutos»

Robert Basic
ROBERT BASIC

Alberto Uribe-Echevarría ha presentado esta mañana su programa electoral arropado por 11 miembros de su candidatura y ha desgranado las líneas maestras de un proyecto con el que espera convencer y seducir a los socios de cara a la cita con las urnas programada para el próximo 27 de diciembre. Durante aproximadamente tres cuartos de hora, el excontador ha esbozado los planes de su grupo de trabajo de aquí a 2022 y ha adelantado algunas novedades que pondría en marcha si resulta ganador en su duelo con Aitor Elizegi. En su alocución, en la que ha estado acompañado en la mesa por Izaskun Larrieta, Silvia Muriel, Javier Aldazabal y Mario Fernández, el candidato a la planta noble de Ibaigane ha mostrado su intención de confeccionar una plantilla sin cláusulas de rescisión –«que nadie ponga precio a su libertad»–; ha advertido de que la «filosofía no se toca, es nuestra fortaleza y se protege»; ha adelantado que creará dos figuras ejecutivas en Lezama: director general deportivo –máxima autoridad en todas las áreas– y director de fútbol base; ha asegurado que congelará las cuotas en 2020; ha avanzado que creará un «carné por puntos» para favorecer la asistencia en San Mamés, con importantes ventajas económicas; ha anunciado la creación del «defensor de socio», apertura del proceso de la «reforma de los Estatutos», desarrollo de «infraestructuras» en la ciudad deportiva –dos campos más, residencia para chavales y primer equipo...– y una apuesta decidida «entre todos» por mejorar la animación. Estas son algunas de las claves programáticas del economista bilbaíno y su grupo de trabajo.

Filosofía

El economista bilbaíno ha abierto su exposición con un mensaje inequívoco sobre el modelo del Athletic. «La filosofía no se toca, es nuestra fortaleza y se protege». De hecho, en la primera página del programa se recoge: «Elegimos ser David cuando todos querían ser Goliath. Elegimos nuestro camino no por sencillo, sino por especial y por orgullo. Y así debe seguir siendo». Ha recalcado en este sentido su firme apuesta por la «captación y formación del talento», además de abrir Lezama «al siglo XXI, a nuestra realidad sociológica, sin complejos, sin cortoplacismos, sin miedo».

Eliminar las cláusulas

El camino abierto por Iker Muniain y ensanchado luego por Óscar de Marcos y Mikel Balenziaga es una tendencia que el Uribe-Echevarría pretende canalizar en el futuro y convertirla en algo extensible a toda la plantilla. Es decir, que los 25 futbolistas del primer equipo firmen contratos sin cláusulas y los cumplan de principio a fin. «Que la totalidad de la plantilla no ponga precio a su libertad», ha subrayado el candidato, quien cree que esta es la manera adecuada de vincularse con el club. Ha reconocido que «no es lo mismo» poner en marcha esta práctica con un futbolista veterano que con uno joven y tampoco ha ofrecido fórmulas que expliquen cómo convencería a un gran talento de firmar sin blindajes, pero se ha mostrado convencido de que es la senda por la que hay que ir. «No es una cárcel, sino un compromiso. Es la vía buena», ha sostenido.

Lezama

El excontador de la junta saliente ha dado algunas pinceladas sobre su idea de Lezama, pero ha anunciado que el viernes dedicará un monográfico a la fábrica rojiblanca y que detallará todos los proyectos que tiene en mente. De momento, ha avanzado que instaurará la figura del «director general deportivo» que, básicamente, se responsabilizará de los primeros equipos masculino y femenino, de las contrataciones y de mantener una vía directa de comunicación con la junta directiva. Ahora bien, también habría un «director de fútbol base» que coordinaría todo el trabajo de las categorías inferiores y que dependería del responsable principal. En este sentido, Uribe-Echevarría ha presentado un total de 11 departamentos –metodología, scouting, captación, atención al jugador, medicina, psicología, Athletic Science Knowledge (innovación)...– que analizará en profundidad dentro de dos días. Eso sí, ha adelantado la construcción de dos campos más, una residencia para los chavales y otra para el primer equipo, cuya construcción está judicializada y pendiente de desbloqueo.

Solvencia económica

Una vez más, el hombre que ha velado por las cuentas rojiblancas durante casi ocho años ha reivindicado su buena salud y el «músculo financiero» del que dispone el Athletic. En este sentido, ha manifestado que congelará las cuotas a los socios en 2020 y que propondrá integrar el Día del club en el recibo anual –el precio sería reducido– y confeccionar el «carné por puntos». ¿Esto qué significa? «De esta manera –ha explicado– buscaríamos maximizar la asistencia a San Mamés con descuentos en las tiendas y también en la propia cuota». Ha abogado por facilitar el pago a personas que pasan por problemas económicos –fraccionarlo– e incluso permitirles darse de baja temporalmente hasta resolver su situación –solo abonarían un 10%–.

Reforma de Estatutos

El candidato continuista se ha comprometido a abordar la compleja reforma de los Estatutos en la que, según ha recordado, «el club ha fracasado en los dos últimos intentos». Ha subrayado que su modificación depende de los «compromisarios» y que si no ha salido antes ha sido porque a «algunos no les gustaba un artículo y a otros otro», y no porque el texto estuviera mal en su globalidad. De ahí que haya solicitado un «consenso entre socios» para abrir un proceso que culmine con el alumbramiento de un nuevo documento, que «necesita ser adaptado a los tiempos y sus realidades». Además, se ha comprometido públicamente a «promover el cambio» de la Ley de Deporte (1990) con el objetivo de que los futuros candidatos a la presidencia tengan la posibilidad de competir en igualdad de condiciones.

Animación

Uribe-Echevarría ha insistido en que la conversión de San Mamés en una olla de presión es una «responsabilidad de todo el campo». Ha subrayado que el debate es necesario y que debe ser colectivo, transversal, que culmine en la construcción de un campo con «personalidad propia». Ha avanzado que se ha reunido y que se reunirá con todos los agentes implicados para llegar a una solución y validarla en la próxima «asamblea de compromisarios». El candidato pretende conseguir un escenario con una «sonoridad» adecuada y en el que los rivales se sientan «amedrentados».

Fútbol femenino

«Pasos firmes y sin retorno». Así es la primera frase del programa relativo al capítulo del fútbol femenino. Uribe-Echevarría pretende fortalecer esta sección con estructura y recursos propios, armar su organigrama y potenciar una comunicación independiente. Es más, se ha comprometido a abrir San Mamés a «partidos relevantes», siempre y cuando la agenda lo permita. También ha avanzado que se fomentará la participación en torneos internacionales de cara a la «mejora y la competitividad», además de subrayar su decidida apuesta por el «crecimiento y el desarrollo continuo del fútbol base». Además, ha reivindicado su apoyo a la «concreción y aprobación de un convenio colectivo justo» y que, en sus palabras, en el Athletic se cumple ahora mismo en un «99%».

Más información