Valverde cambia los laterales: quita a Lekue y a Yuri y pone a De Marcos y a Balenziaga, que se estrena

El mal partido del bilbaíno y el de Zarautz obliga a Txingurri a buscar soluciones y mover el banquillo antes de lo previsto

Robert Basic
ROBERT BASIC Bilbao

Ernesto Valverde ha rectificado sobre la marcha y antes de lo previsto. El técnico ha vestido de titulares a Iñigo Lekue y a Yuri Berchiche, pero el mal partido de ambos laterales ha hecho que los dos terminaran sustituidos antes de que el partido llegara a la hora de juego. De hecho, el defensa del Zarautz se ha quedado en el vestuario en el descanso y el bilbaíno solo ha durado diez minutos más. No les ha salido nada, los interiores del Girona les han superado en todo momento y de ahí que Txingurri haya decidido activar a Óscar de Marcos y a Mikel Balenziaga, quien de esta manera ha estrenado su casillero de minutos en la presente temporada. El Athletic se ha visto sorprendido por un gran Girona, que ha disfrutado de numerosas ocasiones y ha perdonado lo imperdonable. Solo Unai Simón, Yeray e Iñigo se han salvado de pésima versión colectiva.

Yuri venía de hacer un buen partido contra el Villarreal después de dejar atrás por fin las lesiones que le han impedido competir con regularidad. El propio lateral ha comentado esta semana que le ha costado volver y que lleva tiempo «sin disfrutar» en el terreno de juego. Y se trataba justo de eso, de seguir recuperado las buenas sensaciones en Montilivi, donde, sin embargo, no le ha salido nada. Desbordado en todo momento, ha visto además una amarilla por perseguir a un rival durante 40 metros sin poder pararle. Arriba apenas ha llegado con claridad y Valverde no ha esperado para desactivarle en el descanso. Y con Lekue tampoco ha tardado mucho más. En el minuto 55, el técnico ha retirado al bilbaíno y ha metido a De Marcos, quien ha salvado un gol ya cantado ante Aleix.

Pero los cambios tampoco han surtido efecto. El Athletic era un caos y el Girona, después de fallar una y otra vez ante Simón, ha acertado en una falta lateral. Centro medido y David López, que se ha ido de Iñaki Williams, ha cabeceado a la red. Poco después, un grave error de medición de Balenziaga, sustituto de Yuri, ha significado el 2-0 gracias a Iván Martín. Al menos el gol de Guruzeta ha dado vida a los rojiblancos en la recta final del choque.